Cinco noticias irrelevantes, una un poco más enjundiosa pero igual de irrelevante, y un temazo

Cosas que hemos aprendido últimamente. No todas (lo juro) vienen del internet:

1. Que los japoneses, al peinado ensaimada le llaman “código de barras” o baakoodo. Cada cultura con su metáfora.

2. Que a lo mejor nos han copiado la introducción al indie japonés en este programa de radio mexicano que desconozco. Copiado. Inspirado. Tomado prestado. Homenajeado. Las ideas parecen mías. No sé si citan la fuente o no, porque no puedo acceder al guión completo, pero no han respondido a las preguntas que hice. Por eso, antes de que se me olvide, lo digo aquí. Aquí la licencia CC. Para mí, esto es como en American Pie, cuando al chico le violan y él tan feliz. Yo lo mismo. Un honor ser de utilidad.

3. Que en Japón las adolescentes venden fotos de sus partes íntimas por internet.  Y con lo que ganan, se compran chucherías. Da igual que sean menores de edad: la juventud demuestra ser emprendedora y eso es lo importante.

4. Que hay bastantes iraníes en Japón; llegaron tras un acuerdo entre los gobiernos de estos dos países, a finales de los 80, para trabajar en la construcción. Muchos se quedaron, interpretando la fecha límite de su visado de forma creativa. Unos cuantos causan más pavor que los yakuza, según parece.

[Cómo reconocer a un yakuza]

5. Que casi la mitad de los yakuza japoneses son de padres coreanos; llegaron a Japón como mano de obra forzada durante el periodo colonial. Otros provienen de la antigua casta de intocables, o dowa, relegada a la práctica de empleos considerados “impuros”: degollaban animales, hacían objetos de cuerto etc. El sistema de castas ya no existe, pero los dowa todavía sufren discriminación. De nuevo: cada loco con su tema.

6. Que el otro día hubo un pequeño rifirafe entre Japón y la BBC. Fue un escándalo de corrección política, como todos los escándalos que ocurren en la muy políticamente correcta BBC. En QI, un quiz show de mucha audiencia, presentado por el genial Stephen Fry, se hizo una broma a costa de  Tsutomu Yamaguchi, a quien el mundo conoce por ser el único superviviente de las bombas atómicas de Hiroshima y Nagasaki.  Yamaguchi estaba en Hiroshima cuando cayó la primera bomba. Gravemente herido, aunque dispuesto a concluir las obligaciones de su empleo, consiguió meterse en un tren en dirección a Nagasaki. Nada más llegar, le cayó encima la otra bomba. No solo sobrevivió, lo hizo hasta 2010, cuando murió a los 93 años de edad. La broma, que por otro lado fue hecha con mucho tacto por todos los participantes, humoristas profesionales, se refería a Yamaguchi como el hombre con menos y más suerte del mundo.

7. Siguiendo con el tema de los peinados. El estilo afro original no es el del batería de 8otto, al que me referí el otro día; es el de Joe Yamanaka, vocalista de The Flower Travellin’ Band. Se lo apañó en 1969 para acudir al casting del musical Hair. No es coña. Yamanaka le pone su gran voz a este temazo, uno de los pocos del rock nipón que toca el asunto de las bombas. En 2010 a Joe Yamanaka le detectaron un cáncer de pulmón. Que esto sirva de homenaje.

Once upon a summer day
In their midst, a mushroom grew
They never saw
They never, never knew

They’re walking on the street
Making shadows on the wall
They’re sitting on the steps
Melting into stone

Children of the mushroom

Aren’t we all, aren’t we all

———————————————-